Masacre en un Walmart de Virginia: un atacante irrumpió con un arma y asesinó a seis personas

Un tiroteo en un Walmart de Virginia en la noche del martes dejó al menos seis muertos, según confirmaron este miércoles las autoridades locales, que añadieron que el atacante también falleció.

Los agentes respondieron a un informe de un tiroteo en el Walmart de Sam’s Circle alrededor de las 10:15 de la noche y tan pronto como llegaron encontraron evidencia de un tiroteo, dijo el oficial de Chesapeake Leo Kosinski en una sesión informativa.

A lo largo de 35 o 40 minutos, los agentes encontraron múltiples muertos y heridos en la tienda y reunieron equipos de rescate y tácticos para entrar a atender a las víctimas, dijo.

Kosinski dijo que no cree que la policía haya hecho disparos, pero no pudo confirmar si el tirador había muerto de un disparo autoinfligido.

Walmart, el mayor minorista de Estados Unidos, emitió un comunicado a primera hora del miércoles diciendo que estaba “conmocionado por este trágico suceso”.

Mike Kafka, un portavoz de Sentara Healthcare, dijo en un mensaje de texto que cinco pacientes derivados del tiroteo están siendo tratados en el Hospital General de Norfolk. Sus condiciones no estaban disponibles de inmediato.

El tiroteo de Virginia se produce tres días después de que una persona abriera fuego en un club nocturno gay en Colorado, matando a cinco personas e hiriendo a 17. Ese tirador, que no es binario, fue detenido después de que los clientes del club lo abordaran y golpearan. Los tiroteos se producen en un año en el que el país se ha visto sacudido por la muerte de 21 personas en un tiroteo en una escuela de Uvalde (Texas).

El tiroteo del martes también trajo el recuerdo de otro tiroteo en un Walmart en 2019, cuando un hombre armado que, según la policía, tenía como objetivo a los mexicanos, abrió fuego en una tienda en El Paso y mató a 22 personas. Walmart no tenía un guardia de seguridad de guardia ese día.

El senador estadounidense Mark Warner tuiteó que está “asqueado por los informes de otro tiroteo masivo, esta vez en un Walmart en Chesapeake”. La senadora estatal Louise Lucas se hizo eco del sentimiento de Warner tuiteando que estaba “absolutamente desconsolada porque el último tiroteo masivo de Estados Unidos tuvo lugar en un Walmart de mi distrito”.

La policía de Chesapeake tuiteó que se ha establecido un sitio de reunificación familiar en el Centro de Conferencias de Chesapeake. Este sitio es sólo para los miembros de la familia inmediata o el contacto de emergencia de los que pueden haber estado en el edificio, dijo el tweet.

Chesapeake está a unas 7 millas (11 kilómetros) al sur de Norfolk, y a 240 kilómetros al sureste de la capital estadounidense, Washington.

La matanza se produjo a menos de 48 horas de que los estadounidenses de todo el país celebren el Día de Acción de Gracias.

La violencia con armas de fuego se produce a un ritmo alarmante en Estados Unidos, donde han tenido lugar más de 600 tiroteos en lo que va de 2022, según Gun Violence Archive.

Compartir