Mangaka pide a Elon Musk que pague regalías por usar una de sus imágenes más famosas

Elon Musk es el dueño de Twitter y recurre a cualquier medio para defender lo que hace con esta red social, incluso usar la obra de un mangaka sin pedirle permiso. Es lo que salió a relucir hace unos días.

¿Qué fue lo que pasó? Pues lo que sucede es que empleó la popular imagen de la chica Crying Aya Asagiri pidiéndole a Yes Chad, el personaje de los memes, que use Google Maps. Pero este último no quiere recurrir a este servicio.

Él prefiere que sea su instinto el que lo guíe y es por lo que está vestido como una especie de cazador prehistórico.

De esta manera Musk da a entender que las decisiones que toma con Twitter en realidad obedecen a su instinto, no a la lógica o la razón.

El caso es que Kentaro Sato, el creador de Crying Aya Asagiri, no le cayó en gracia que este magnate usara su obra sin su permiso. Por eso citó su mensaje y publicó otro.

Este mangaka le dice al dueño de Twitter ‘Elon Musk, el nuevo CEO de Twitter, reimprimió mi imagen en Twitter sin permiso, así que por favor deme mil millones por la tarifa de uso en dólares’.

Para respaldar su punto Sato compartió paneles de Magical Girl Site, el manga de donde viene la Crying Aya Asagiri. Igual compartió un enlace al primer volumen del manga. Hasta ahora Musk no ha respondido ni borrado su mensaje.

Compartir