Ministro Rolando Castro se comprometió a dignificar la clase trabajadora de la mano con la nueva legislatura

Durante años la clase trabajadora fue fuertemente golpeada en sus derechos laborales, es decir, no había un tutelaje genuino y la existencia de un Ministerio de Trabajo, de accesorio era más evidente. Desde que el ministro Rolando Castro asumió la titularidad de la institución empezó a trabajar por dignificar este sector, considerado el más importante del país.

Por esta razón y en el marco del Día Internacional de la Mujer el funcionario este día formó parte del Foro “Avanzando en la ratificación de convenios importantes para la clase trabajadora”, con mujeres del Movimiento Sindical Genuino, el titular se comprometió a crear, junto a la nueva Asamblea Legislativa, herramientas legales con dientes para defender a la clase trabajadora.

“Lo que nosotros ahora esperamos que el Gobierno del presidente Nayib Bukele nos dé la oportunidad de tener una voz y poder denunciar todas las experiencias de violación a nuestros derechos que hemos sufrido”, señaló una representante de los sindicatos.

En ese mismo marco las organizaciones sindicales, solicitaron, que el funcionario analice la ratificación de los convenios de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), a lo cual, el titular de la cartera mostró su compromiso de análisis con todos los sectores involucrados.

El titular señaló que esos convenios ya debieron ser ratificados y destacó como positivo que los sindicatos deben ser autónomos y no “genuflexos”; sin embargo, lamentó que a pesar que la institución ha descubierto que entre las empresas que más violentan los derechos laborales son las empresas de limpieza no cuentan con una legislación que les permita actuar de forma contundente.

 “Me comprometí a analizar sus peticiones sobre posible ratificación de convenios, los cuales serán analizados junto a empleadores y trabajadores”, indicó el ministro Castro desde su cuenta de Twitter cuando terminó la actividad de conmemoración del Día Internacional de la Mujer junto a organizaciones sindicales y a Carmen Moreno, representante de la OIT.