Nicaragua se encuentra en alerta roja por huracán Eta «vientos catastróficos» obligan a evacuar zonas de riesgo

Con vientos sostenidos de hasta 240 kilómetros por hora, el huracán Eta impactó este martes en el noreste de Nicaragua y amenaza con llegar a Honduras y otros países de América Central y el Caribe, con vientos e inundaciones catastróficas.

Eta se transformó en un huracán de categoría 4 este lunes. El Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (NHC, por sus siglas en inglés) advirtió que puede causar fuertes marejadas y vientos, inundaciones repentinas y deslizamientos de tierra que entrañan peligros mortales.

Alrededor de 100.000 personas que viven a lo largo de la costa nicaragüense, en su mayoría en comunidades indígenas, se prevé que serán afectadas por la tormenta.

Los refugios para huracanes están llenos y los residentes dijeron que están preocupados por lo que pueda acontecer en las próximas horas. Los vecinos El Salvador y Honduras han elevado sus niveles de alarma y han comenzado a implementar planes de protección civil, según reportes de la agencia AFP.

Vientos con fuerza de tormenta tropical ya golpeaban este lunes por la tarde el archipiélago nicagüense de cayos Miskitos, un islote situado en el mar adentro en la costa noreste caribeña de Nicaragua. Las mujeres y los niños fueron evacuados de la zona y solamente los hombres se quedaron para proteger las casas de esta comunidad donde residen unas 800 personas.